Documento sin título
Buscar en el portal
ENG // ESP // AYM

Pobladores del Parque Sajama platean estrategia frente al cambio climático

PARQUE NACIONAL SAJAMA EVIDENCIA RETRACCIÓN DE GLACIARES POR EL CAMBIO CLIMÁTICO

El Parque Nacional Sajama (PNS) se enfrenta a la retracción de sus cuatro glaciares, siendo el nevado Sajama el más afectado con una pérdida de superficie de aproximadamente el 52 por ciento en los últimos 15 años; proyecciones estiman que en décadas futuras las familias del parque podrían ser afectadas por la reducción de agua para uso productivo y de consumo. Uno de los riesgos latentes es la desaparición de los bofedales, colchones de biodiversidad y reguladores del ecosistema del PNS.
 
Los datos son la base de la publicación: “Plan de adaptación al cambio climático del Parque Nacional Sajama”, y es resultado de tres de años de estudios de AGUA SUSTENTABLE, organización no gubernamental, en el marco del proyecto: Adaptación al cambio climático en comunidades andinas bolivianas que dependen de glaciares tropicales (2010-2013), que contó con el apoyo de NDF, Diakonia, Christian Aid, IDRC y COSUDE.
 
El plan se ha construido de forma participativa e involucrada con las comunidades locales y su reto frente al cambio climático es generar capacidades de adaptación mediante la planificación de acciones, especialmente para las zonas más sensibles. En ese sentido, los comunarios del parque han priorizado una estrategia respecto al uso de agua, cuidado de sus bofedales y la diversificación productiva.
 
El Parque Nacional Sajama
 
El Parque Nacional Sajama se caracteriza por los imponentes nevados de la Cordillera Occidental como el Sajama, Pomerape y Parinacota. Esta zona es de alta importancia, ya que presenta una gran cantidad de bofedales altoandinos que se ubican por toda el área, así como bosquecillos de queñua (Polylepis tarapacana). 
 
El PNS obtuvo este estatus mediante Decreto Supremo de 1939 y Ley de 1945. En conjunto conforma la territorialidad originaria Marka de Curahuara; está ubicado en los municipios de Curahuara de Carangas y Turco de Oruro, a una altura de 4.200 y 6.542 msnm, punto marcado por el glaciar Sajama que es el más alto de la Cordillera de Los Andes en Bolivia. El parque está formado por cinco comunidades: Caripe, Lagunas, Manasaya, Papelpampa y Sajama; y cuenta con 1.446 habitantes que tienen como principal actividad la crianza de ganado camélido y ovino.
 
Retracción de glaciares 
 
A través de distintas formas de medición (Sistemas de Información Geográfica, técnicas de teledetección e información de campo), AGUA SUSTENTABLE ha identificado cambios en el parque entre los años 1986 y 2011; tanto en áreas con cobertura glaciar y áreas con cobertura de bofedales andinos.
 
Con comparaciones de imágenes satelitales en cuatro periodos de recarga, el parque reporta pérdidas estimadas en la superficies del glaciar menor Condoriri (0,53 km2 por año), seguida por el glaciar menor Pomerape (0,19 km2 de pérdida por año), el glaciar mayor Parinacota (0,18 km2 de pérdida por año) y el glaciar mayor Sajama (0,15 km2 de pérdida por año); siendo éste el más afectado con una pérdida de superficie aproximada de más del 50 por ciento respecto a la extensión de 1986.
 
Gráfico: Análisis comparativo de superficies de los nevados Condoriri, Parinacota, Pomeraque y Sajama
 
 
Vulnerabilidad de las comunidades
 
La reducción de la masa glaciar representa una alta vulnerabilidad para las familias del parque, respecto a la accesibilidad al agua para consumo humano y por ser una de sus principales fuentes de ingreso, mediante la ganadería. En este contexto, el plan considera que las mujeres son más vulnerables al cambio climático por varios factores: su relación con el manejo del agua, la recarga laboral (reproductiva y productiva) y el limitado acceso a espacios de decisión dentro las comunidades, aspectos que no solo las hacen sensibles ante los cambios pues también reducen sus capacidades para adaptarse.
 
Participación frente al cambio climático
 
Con metodologías de trabajo participativo, las comunidades del parque Sajama han identificado los principales aspectos estratégicos para mejorar su capacidad de adaptación frente al cambio climático. El plan tiene tres componentes y un eje transversal: manejo integral sustentable del agua, manejo y conservación inteligente de los bofedales como esponjas verdes y –finalmente- diversificación de la producción y la economía para mejorar la capacidad de hacer frente a las alteraciones climáticas.
 
El factor transversal tiene que ver con el desarrollo de capacidades, la interculturalidad y el carácter intergeneracional, pues la agenda de cambio climático convoca a jóvenes, niños y niñas, hombres y mujeres, además del fortalecimiento de sus organizaciones comunitarias. 
 
Fuente: Agua Sustentable 28/10/13

Intranet - Admin - Mail

Redes Sociales:https://www.facebook.com/AguaSustentableBolivia
https://twitter.com/AS_Bolivia
La Paz:Tel/Fax: +591 (2) 2112682 Cel: 70617802 lapaz@aguasustentable.org
Cochabamba:Tel/Fax: +591 (4) 4792661 cochabamba@aguasustentable.org
Agua Sustentable© 2015